Forma parte del crecimiento de nuestros hijos que a cierta edad comiencen a salir de noche. Como padres debemos hacer un trabajo cotidiano desde que son chicos para que cuando esto ocurra se encuentren preparados para pasarla bien de manera segura y responsable. Compartimos algunos consejos:

  • Conversemos con nuestros hijos sobre los riesgos del consumo de alcohol y drogas.
  • Pidámosles que cuando salgan tengan su celular cargado de modo que nos puedan contactar ante cualquier emergencia.
  • Concienticémoslos sobre la importancia de que siempre vuelvan acompañados por amigos. En caso de viajar en taxi, que el último en bajar le avise a los demás que llegó bien.
  • Contemos con los números de teléfono de sus amigos cercanos para contactarlos en caso de que no hayan vuelto a casa a la hora acordada y no respondan el celular.
  • Es importante que como padres estemos al tanto de donde están nuestros hijos, y que ellos nos avisen si cambian de planes durante el transcurso de su salida de forma de poder ubicarlos fácilmente ante cualquier situación de emergencia.
  • Construyamos vínculos con los otros padres para estar al tanto de las costumbres de los chicos cuando salen de noche.
  • Levantémonos a saludarlos cuando regresan a nuestra casa, no importa la hora que sea.

Comentarios de Facebook

Comentar