Se acercan las vacaciones de invierno y muchas veces nuestros hijos deben quedarse solos en nuestro hogar. Aunque sea por un breve periodo de tiempo, es importante que repasemos con ellos ciertas medidas de seguridad:

  • Expliquémosles con claridad que nunca deben abrirle la puerta a desconocidos.

  • Contemos con un listado a mano que tenga nuestros números de celular junto a los de otros familiares y personas de confianza que vivan cerca.

  • Enseñémosles cómo utilizar las cerraduras y dónde están las llaves en caso de que tengan que salir de la casa por alguna emergencia.

  • Digámosles que eviten atender el teléfono de línea, a menos que haya identificador de llamadas y vean que es un familiar o conocido. 

  • Asegurémonos que sepan llamar al 911 o al número de emergencias que corresponda en la localidad donde viven.

  • En caso de tener alarma, expliquémosles cómo funciona.

Comentarios de Facebook

Comentar