El receso escolar de invierno es una gran oportunidad para tomarnos unos días de viaje en familia. Si bien contar con un sistema de alarma siempre es una tranquilidad para estas ocasiones, debemos complementarlo con otras medidas:

  • Avisémosle a alguien de confianza que estaremos ausente por unos días y dejémosle las llaves y nuestro teléfono para que pueda localizarnos si fuera necesario.
  • Asegurémonos que nuestra casa se vea igual que cuando la estamos habitando.
  • Desconectemos el timbre de entrada para que no se escuche desde afuera y quede en evidencia que nadie responde.
  • No anunciemos nuestras vacaciones en las redes sociales. Si lo hacemos, asegurémonos que la configuración de privacidad permita que sólo nuestros amigos cercanos vean la publicación.
  • Si salimos de viaje en auto, carguemos el equipaje dentro del garaje, para evitar que alguien en la calle registre el momento.
  • Cerciorémonos de que la alarma se encuentre funcionando correctamente.
  • Durante el viaje, tengamos a mano los teléfonos de contacto de nuestra empresa proveedora de monitoreo y la palabra clave.

Comentarios de Facebook

Comentar