En la mayoría de los casos, es muy difícil y poco realista pensar nuestra vida cotidiana sin estar constantemente pendiente de nuestro celular. Cada vez es más frecuente usarlo en la calle, transporte público y demás ámbitos. Para prevenir posibles robos, compartimos a continuación algunos hábitos:

  • Muchos de los robos ocurren por arrebatos mientras los tenemos en nuestras manos. Intentemos evitar sacarlos en las esquinas o paradas de colectivo.

  • Si estamos en un café o restaurante, evitemos ponerlo sobre la mesa incluso aunque lo tengamos a la vista.

  • En el transporte público, seamos especialmente cuidadosos cuando estamos sentados al lado de la ventana o cerca de la puerta de salida.

  • No los llevemos en los bolsillos más expuestos de la mochila o cartera. En lo posible utilicemos bolsillos internos.

  • Evitemos dejarlos cargando en enchufes de lugares públicos. Utilicemos cargadores portátiles.

  • Cuando nos encontramos en la vía pública pongámoslos en modo vibrar para no llamar la atención sobre ellos.

Comentarios de Facebook

Comentar